Caldera, calentador o termo cuando vas a reformar tu piso.

Vista de una caldera sobre una pared azul

En muchas ocasiones afrontamos el primer proyecto de reforma para un cliente, es un proceso que requiere tiempo y sobre todo de mucha información que necesitas tener para tomar decisiones importantes. En el ámbito de la climatización del hogar, es fundamental entender las diferencias entre calderas, calentadores y termos, ya que cada uno desempeña un papel específico en el suministro de agua caliente. 

Comenzamos con la caldera. Una caldera es un dispositivo que utiliza combustibles como el gas natural para calentar agua. Este agua caliente se distribuye a través de un sistema de tuberías para proporcionar calefacción en el hogar y, también agua caliente para uso doméstico. Las calderas son versátiles y eficientes, ya que pueden cumplir múltiples funciones: calefacción de radiadores, suelo radiante y suministro de agua caliente sanitaria.

Por otro lado, un calentador está diseñado específicamente para calentar agua para uso doméstico. Utiliza gas o electricidad para calentar un intercambiador de calor, elevando la temperatura del agua que fluye a través de él. Este agua caliente se almacena en un depósito y se distribuye según la demanda. Los calentadores son ideales para suministrar agua caliente a grifos, duchas y electrodomésticos.

Finalmente, el termo, también conocido como calentador de agua eléctrico, es un dispositivo que calienta agua utilizando electricidad. A diferencia de las calderas y los calentadores, los termos no están conectados a sistemas de calefacción central, sino que calientan el agua de manera localizada y la almacenan en un tanque aislado térmicamente. Los termos son eficaces para proporcionar agua caliente en puntos específicos de uso, como lavabos y fregaderos, y son especialmente prácticos en viviendas donde no es viable instalar sistemas de calefacción central.

 

Comparativa:
  • La caldera es un sistema integral que abastece tanto para la calefacción como para el agua caliente sanitaria siendo eficientes para hogares con sistemas complejos, no obstante, su instalación inicial puede ser costosa. 
  • El calentador se especializa en la generación de agua caliente para uso doméstico, es una instalación menos costosa, pero requiere al igual que la caldera del uso de un combustible pero no son la mejor opción para calefacción integral.
  • El termo, por su parte, es una opción eléctrica independiente para suministrar agua caliente localizada, son prácticos para puntos específicos de uso y su instalación es más sencilla, pero pueden resultar menos eficientes para calentar grandes volúmenes de agua.

 

La elección entre caldera, calentador o termo dependerá de las necesidades específicas de calefacción y agua caliente de cada hogar, así como de consideraciones de eficiencia energética y presupuesto.

Artículos relacionados

Seguro RC

Cumplimiento en los plazos

Asesoramiento personalizado

Precios asequibles

Calidad en los servicios

Garantía de obra terminada

Horarios
Contacto
LLÁMANOS